Quantcast

¡Desintoxica tu cuerpo y siéntete mejor cada día!

Por  |  0 Comments

Todos los días nos exponemos a diversos contaminantes que dañan nuestra salud. Estos contaminantes se acumulan en nuestro organismo y dan paso a diversas enfermedades. No lo permitas. Cada cierto tiempo conviene que desintoxiquemos nuestro cuerpo para hacer un reset. Aquí te doy unos tips que puedes poner en práctica de inmediato. Desintoxica tu cuerpo y siéntete de maravilla.

Toma más agua

El agua purifica naturalmente nuestro organismo debido a que elimina los desechos y toxinas que dañan nuestra sangre y nos ayuda a absorber los nutrientes que necesitamos. Recuerda que diariamente debes ingerir por lo menos dos litros de agua. Por las mañanas toma un vaso de agua tibia con el jugo de la mitad de un limón.

Consume más fibra

La fibra es indispensable en nuestra dieta porque mejora el funcionamiento del sistema digestivo. Al no ser digerida limpia tu sistema eliminando aquello que se ha estancado dentro de tu cuerpo. Gracias Trata de consumir más frutas, vegetales y granos enteros para prevenir el extreñimiento. Solo recuerda comerlos con moderación y beber mucha agua para que la fibra haga efecto.

Dile sí a las frutas

Las frutas nos ayudan a eliminar algunas toxinas que se alojan en nuestro cuerpo, por ello debemos incluirlas en nuestra dieta. Gracias a su alto contenido de antioxidantes son útiles para combatir los radicales libres que causan envejecimiento prematuro. Sé razonable al ingerirlas, recuerda que debes moderar el consumo de azúcar. Las manzanas y las piñas te ayudarán a regenerar la piel, mientras que las peras y el melón fortalecerán tu sistema respiratorio.

Y también vegetales

El berro es un excelente alimento que desintoxica y protege tanto tu hígado como tus riñones. Tus músculos y corazón estarán a cargo del consumo de apio. Corta algunas rebanadas, guárdalas en un recipiente y así podrás comerlas en tus ratos libres durante el trabajo, la escuela o cualquier otra actividad que realices.

Para mejorar nuestra calidad de vida debemos cambiar nuestros hábitos alimenticios. Para que estos cambios no te afecten demasiado, en caso de que en tu dieta no se encuentren los anteriores alimentos, procura incluir por lo menos uno de cada sección en tus comidas.